VIRUS PARTY

“Ya veréis cuando vaya a la guardería… lo cogerá todo”

Probablemente esta fue la frase que más nos repitieron antes de que el 7 de enero nuestra hija empezara laguardería. Y claro yo des de la ignorancia pensaba, tampoco será para tanto…

¿Seré ingenua?. Es mucho peor de lo que imaginaba!!!

Con la llegada de la guarderia llegó la fiesta de los ITIS: gastroenterITIS, conjuntivITIS, otITIS y bronquiolITIS. Y es que des de hace un mes en casa vivíos rodeados de virus, cuando no es una cosa es otra, por no hablar de dos miembros nuevos en la familia: la tos y los mocos. Por suerte mi cuerpo sigue resistiéndose a ellos. Aunque de lo que no nos salvamos ni mi marido ni yo es del sueño!! Somos dos zombis andantes. Llevamos un mes sin dormir una noche entera, con una “okupa” en la habitación. No somos de esos padres que practica el colecho (lo respeto pero no lo comparto) es más creo que los niños tienen que tener su propio espacio y aprender a dormir solos. Nosotros des de que nuestra hija cumplió seis meses y las tomas nocturnas desparecieron, la independizamos. El primer día me dio pena, casi no dormí, pero fue tan solo una noche. Ella estaba tan a gusto en su camita que paso de despertarse un par de veces (seguramenteporque nos oía) a dormir doce horas del tirón. Y con su independencia volvió nuestra intimidad matrimonial, cosa que se agradece. Pero claro, con tanta fiebre y tantos virus lleva casi un mes instalada en nuestra cama. Y ni ella ni nosotros dormimos bien. Porque no se vuestros hijos, pero la nuestra se mueve un montón y cuando no te pone un pie en la cara te pone el dedo en la nariz o te la encuentras tumbada encima sin apenas poder respirar para no despertarla. Así que llevamos un mes practicando lo que muchos denominan: El KamaSutra para padres.

parents

Creo que en una misma noche las practicamos todas, o casitodas, así que imaginaros…menuda actividad!!! Y claro, me he vuelto café adicta, cada mañana tengo que tomarme dos tazas para resistir la frenética actividad diurna. Por no hablar de los días que terminan en urgencias,  ya van cuatro en un mes. ¿Exagerada? quizá sí, pero más vale prevenir que curar. Y tengo que confesar que odio ir a urgencias porqué cuando llego allí y la sala de espera está llena, en lugar de personas y niños solo soy capaz de ver virus andantes. Es la gran fiesta: tos, estornudos, llantos, una niña con un salpullido raro al lado, otro vomitando..Dios, quiero salir corriendo!

La última visita, el pasado viernes, después de una semana con todos los ITIS posibles el pediatra nos mando directos a urgencias. Diagnostico: “sobre infectada” . La tripe ITIS (otitis, gastroenteritis y bronquitis) y por si fuera poco la gripe vírica. Evidentemente no nos dejaron marcha y hemos pasado los últimos cuatro días allí, de viernes a lunes. Ha sido nuestro particular Carnaval de médicos y enfermeras. Por suerte ayer nos dieron el alta y nuestra pequeña ya está mucho mejor.

Han sido unos días duros, y es que lo que llevo peor de esta fiesta vírica es ver a mi hija, que es pura energía, sin fuerzas para nada, decaída, sin jugar, sin comer y que lo único que le apetece es estar encima nuestro y dormir. Al ser tan pequeña, y no poder expresarse, no sabes que le duele. Da mucha pena verla así.

ninos

Todo el mundo dice que tarde o temprano todos los niños tienen que pasar por esto, así que solo espero que pase rápido y que cree todos los guerreros necesarios para evitar la entrada de esos indeseables virus. Y que pronto cuelgue el cartel de “Se reserva el derecho de admisión”

Twitter: @laiaferrer Instagram: Laia Ferrer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s