BIENVENIDA PATALETA!!!

Son las ocho de la mañana, en menos de una hora tienes una reunión de trabajo, pero antes tienes que: vestir, dar el desayuno y llevar a tu hij@ a  la guardería.. y todo eso en un tiempo record y a contrarreloj!!!!  Y de repente tu hij@ no quiere vestirse y empieza a llorar… Bueno más bien a berrear, se tira por el suelo, no quiere ni que lo cojas y a todo te dice que no… Bienvenida PATALETA!

Esto suele suceder alrededor de los dos años, es el momento en el que nuestros hijos dejan de ser bebés para pasar a ser niños, a ser más autónomos y conscientes de su individualidad y el momento en el que empiezan a reivindicar su yo. Es cuando comprenden que tienen sus propias opiniones, necesidades y deseos, diferentes a los de los padres y es su forma de demostrar que no están de acuerdo con nosotros.

India ha empezado a finales de este verano. Sus rabietas siempre van acompañadas de llantos, gritos y un eterno NOOOOOOOO!!! Y no hay día que no tenga alguna, con mayor o menor intensidad.

Al principio no sabía cómo negociar con ella, pero poco a poco he ido descubriendo algunos trucos que me funcionan para poder “combatirlas”.

Lo primero es no enfadarnos. Yo lo que intento es razonar con ella, explicarle por qué en ese momento no le puedo dar lo que quiere. Nunca debemos enfadarnos más que ellos, eso sería contraproducente y lo único que conseguiríamos es agraviar la situación. Además nuestra actitud debe servir de ejemplo.
instructivo-berrinches-L-ys5TGx

Lo que tampoco debemos hacer es ceder. Podemos negociar, pero nunca sucumbir a sus exigencias. La negociación cuesta y muchas veces no la quieren ni escuchar, pero poco a poco van aprendiendo que en la vida no todo lo que queremos lo podemos tener y que mucho menos, la manera de conseguir las cosas, es con berrinches.

Darle mimos.  A veces si está en pleno berreo y veo que ni siquiera me escucha la cojo y la abrazo fuerte y aunque al principio se resiste y me aparta, al final, casi siempre acaba relajándose. Es importante que sepa que aunque nos enfademos nuestro amor sigue allí y que los queremos igual.

Y para mí el truco estrella es cambiarle de tema. Un truco que me funciona casi siempre, distraerla con otra cosa que no tiene nada que ver con la pataleta. Por ejemplo; en medio de su rabieta decirle “¿Ei, a quien nos hemos encontrado hoy en el parque? o ¿vamos a mirar por la ventana si ha salido la luna?” o cualquier otra cosa que no tenga nada que ver con su enfado y que sabemos que le va a llamar la atención.  Es curioso ver como de repente se queda parada, como diciendo “¿a qué viene esto?” Pero casi siempre se olvida que estaba llorando y me responde a la pregunta y es una gran fórmula para terminar la pataleta.  Cuando se enfadan suelen entran en un bucle, en el que solo piensan en la rabia que tienen. Incluso puede habérseles olvidado el motivo por el que se inició su enfado y es importante cortar con este “circulo” que no nos lleva a ninguna parte.

No es fácil lidiar con esos momentos ya que muchas veces nos sacan de nuestras casillas. Seguramente nos equivocaremos, somos personas y no lo hacemos todo a la perfección, pero debemos nutirir y darles cariño aunque estén enfadados con nosotros. Y es muy importante ponerles limites, normas y ayudarles a crecer para que puedan enfrentarse  solos al mundo el día de mañana.

¿¿Algún truco o experiencia que queráis compartir con las rabietas de vuestros hijos??

Feliz fin de semana!!!

3 comentarios en “BIENVENIDA PATALETA!!!

  1. Hola Laia! Yo soy una aficionada de F1 y yo miraba en You Tube tus reportajes de F1 y te admirava por ser una mujer a trabajar en un ambiente masculino, e yo se como Es dificil, y se que las mujeres que hacen eso son muy fuertes. Ahora te sigo en este blog, y me gustaria decirte que me encanta tu blog. Yo no soy mama, Ni casada pero me identifico mucho. Estoy en Brasil e aca las mujeres que Trabajan tienen los Mismo problemas. Es muy bonito ver que confiesas tus miedos. Solo los fuertes son capaces de confiesar miedos. Sigues asi! Un beso e mucha suerte a tu familia!

    Me gusta

    • Buenos dias Ivy!
      Que ilusión me hacen mensajes como el tuyo, des de la otra punta del mundo 🙂
      Gracias por seguirme, por la tele, YouTube o por el blog. Creo que todas las madres tenemos miedos, para mí el hecho de confesarlos o decirlos en voz alta me hace ser más consciente de ellos y así poder superarlos.
      Ser madre no es fácil pero es lo más bonito y maravilloso del mundo.

      Muchas gracias de nuevo por tu comentario. Nos leemos!
      Besos

      Me gusta

  2. He empezado a seguirte y desde la primera entrada me has enganchado.

    En casa hemos empezado con las rabietas/pataletas (llámalo como quieras jj) este verano. Antes tenía algún enfado pasajero y llevadero. Ahora es a diario varias veces.
    Aplicamos los mismos trucos.
    Otra cosa que hago, o procuro hacer, es sacarle del sitio donde esté el “conflicto”. Por ejemplo, ayer en el parque no quería que nadie se montara en el columpio donde suele columpiarse él (pensará que es suyo… Ainsss -suspiro-) y cuando vio a un niño subirse, empezó la “fiesta”. Le cogí en brazos como pude, le cambié de tema, y nos fuimos a otra parte del parque. Tras un rato abrazados y dando mimos, hablándoles de otras cosas, se pasó el huracán.

    Es complicado… verdad? Pero lo hacemos lo mejor que podemos, o nos nace hacerlo.

    Un abrazo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s